Republicanos de la Cámara de Representantes de EE.UU. votan medidas para desmantelar la Oficina de Ética del Congreso y recortar los fondos del Servicio de Impuestos Internos

Los republicanos de la Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobaron un nuevo paquete de medidas destinado a desmantelar la Oficina de Ética del Congreso.

 

El nuevo paquete de medidas incluye la destitución de tres de los cuatro demócratas que actualmente forman parte de la junta directiva de la Oficina de Ética y limita en gran medida la capacidad del organismo para contratar nuevos trabajadores, incluido el personal de investigación.

 

Otra disposición en el nuevo paquete de medidas permite que un solo legislador republicano fuerce una votación para expulsar a Kevin McCarthy de su puesto de presidente de la Cámara de Representantes.

 

Este paquete de medidas fue una concesión que el recientemente elegido presidente republicano de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, hizo para ganar el apoyo de los miembros de extrema derecha de su partido.

 

Los demócratas también advirtieron que McCarthy parece haber hecho acuerdos informales con sus compañeros republicanos.

 

Estas fueron las palabras expresadas por el congresista demócrata del estado de Massachusetts Jim McGovern.

 

Congresista democrata Jim McGovern: “Saben, todos hablan de transparencia y apertura. Sería bueno si hubiera un poco más de transparencia y apertura del otro lado. […] Esta es la política de trastienda. De eso se trata, acuerdos secretos de los que nadie sabrá nada hasta que sea demasiado tarde”.

 

En su primera orden del día, en una votación que se realizó acorde con la alineación partidaria, los republicanos aprobaron, con 221 votos a favor y 210 en contra, una legislación destinada a recortar los fondos para el Servicio de Impuestos Internos.

 

Quienes critican el proyecto de ley afirman que éste está diseñado para proteger a las personas adineradas y a los evasores de impuestos corporativos.

 

en_USEnglish